Please ensure Javascript is enabled for purposes of website accessibility
Bienestar GeneralCardiovasculares

¿Cómo lograr un diagnóstico correcto de insuficiencia cardiaca con fracción de eyección conservada?

De acuerdo con la revista médica Scielo, la falla cardiaca con fracción de eyección preservada es frecuente y de difícil abordaje perioperatorio en población adulta. 

Es un síndrome clínico complejo con alteraciones estructurales y funcionales cardiacas con fracción de eyección del ventrículo izquierdo preservada (fevi) > 50 %. 

La prevalencia de falla cardiaca en general puede variar desde el 1 % hasta el 14 % en EE. UU. y Europa

A diferencia de la falla cardiaca con fracción de eyección reducida, no existen terapias que disminuyan la mortalidad, por lo que se requieren nuevos fármacos y estudios clínicos que mejoren las perspectivas anestésicas y el abordaje terapéutico.

Sobre el tema, la revista médica Journal of the American College of Cardiology realizó la publicación de dos artículos sobre la insuficiencia cardiaca con fracción de eyección conservada (ICFEp) y la Dra. Ileana L. Piña, M. P. H., experta en insuficiencia cardiaca y trasplante cardiaco , jefa de Calidad para la División Cardiovascular de la Thomas Jefferson University de Filadelfia y asesora/consultora del Centro de Dispositivos y Salud Radiológica de la FDA de Estados Unidos ofrece un análisis sobre los mismos.

Una de las publicaciones es una hoja de ruta en consenso para hacer el diagnóstico, la evaluación de los pacientes y para asesorar las comorbilidades y el abordaje terapéutico. El otro documento es un artículo complementario.

Método de decisión por consenso de expertos del American College of Cardiology (ACC)

De acuerdo con la Dra. Piña, en los últimos años se ha reportado un creciente aumento en el número de pacientes con insuficiencia cardiaca con fracción de eyección conservada en el mundo y lo que preocupa en temas de salud pública es que estos casos siguen en tendencia, lo que sin duda representa un desafío para los médicos de atención primaria que ven a este grupo de pacientes, pues alcanzar su diagnóstico no es sencillo. 

Bajo el consenso de diferentes expertos se busca explicar por qué se están presentando más casos, cómo diagnosticarlos y sus diagnósticos diferenciales, así como las causas de la insuficiencia cardiaca con fracción de eyección conservada.

La falla cardiaca con fracción de eyección preservada es una condición que puede presentarse en pacientes con diabetes, con obesidad o con hipertensión, por lo que los médicos primarios deben tener una alta sospecha y hacer un diagnóstico temprano. 

Las comorbilidades presentes requieren de mucha atención. Por ejemplo, se debe descartar isquemia, apnea de sueño, obesidad y su inflamación asociada. 

“Hay un gran énfasis en este momento en la obesidad, y la obesidad se vincula con la inflamación, y la inflamación es un factor muy importante en el desarrollo del síndrome de insuficiencia cardiaca con fracción de eyección conservada. Inflamación, que incluye marcadores como la interleucina–6, la interleucina-1 y la proteína C reactiva, y sobre la cual probablemente los nuevos fármacos tengan acción pero sobre la que no hay un fármaco específico”, señaló la Dra. Piña.

Para el manejo de la condición en la actualidad están disponibles los inhibidores del cotransportador de sodio-glucosa de tipo 2, empagliflozina y dapagliflozina. Y en el informe, los expertos no especifican si se debe emplear o no alternativas como canagliflozina o sotagliflozina.

De acuerdo con la Dra. Piña en el encuentro de los especialistas se destaca como factor primordial  la atención de el especialista de atención primaria, quien será clave para darse cuenta de que los síntomas de dificultad respiratoria con el esfuerzo podrían, de hecho, ser insuficiencia cardiaca con fracción de eyección conservada, y entonces remitir oportunamente a un especialista que debe ver al paciente y tal vez calcular las presiones de la aurícula izquierda y evaluar la porción N-terminal del propéptido natriurético cerebral N-terminal tipo B (NT-proBNP) para llegar a un diagnóstico preciso.

Los biomarcadores, la ecocardiografía, el cateterismo cardíaco y otros métodos no invasivos también podrían ser efectivos a la hora de confirmar el diagnóstico.

Recomendaciones para pacientes 

Una vez se recibe el diagnóstico el paciente debe evaluar las alternativas de tratamiento y elegir junto a su médico tratante la opción que mejor se ajuste a sus necesidades y estado de salud.

La especialista recomienda, “que siempre piensen primero en los inhibidores del cotransportador de sodio-glucosa de tipo 2 (SGLT2), seguidos por un bloqueante de aldosterona (eplenerona o espironolactona) y agregar, en el contexto de un paciente con hipertensión, sacubitril-valsartán o candesartán”.

¿Puede el paciente realizar ejercicio? 

Aunque la actividad deportiva es recomendada para tener un óptimo estado de salud, los síntomas de insuficiencia cardiaca con fracción de eyección conservada clásicamente incluyen dificultad para respirar (disnea), fatiga o ambos con la actividad, lo que limita a los pacientes a la hora de realizar estas actividades.

“Mientras un paciente esté sentado, tal vez sus presiones en la aurícula izquierda parezcan normales o casi normales. Pero, tan pronto como empiezan a hacer una actividad, esas presiones aumentan mucho, se puede realizar una prueba de esfuerzo en el consultorio”, recomendó.

Recordó a los médicos tratantes de esta población que con un ecocardiograma de esfuerzo que puede detectar medidas de presión en la aurícula izquierda mientras el paciente hace ejercicio, lo que se convierte en otra alternativa para alcanzar diagnósticos correctos.

“No olvide usar NT-proBNP porque eso es parte de la definición. Además de los síntomas de dificultad para respirar con la actividad, debe tener al menos un signo. Puede ser valores elevados de NT-proBNP o congestión”, aseguró la Dra. Piña.

Fuente: Scielo y Medscape

Mostrar más

Redacción BeHealth

Grupo multimedios especializado en promover la preservación de la salud física, mental y emocional.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba