facebook_image
Bienestar General

Continuidad de la atención de condiciones crónicas con equipo de salud interdisciplinario ante el COVID-19

En Puerto Rico, la industria del cuidado de la salud ha visto la necesidad de abordar la salud pública en un contexto de pandemia, atendiendo de forma integrada la salud de pacientes con enfermedades crónicas. Esto para aumentar la efectividad del cuidado clínico ante los retos de la crisis de salud que aún se enfrenta. Para discutir este asunto con mayor detalle, y en el marco de la realidad del COVID-19, la compañía líder en el cuidado de la salud MCS ha reunido a reconocidos expertos en salud de Puerto Rico en el simposio educativo, bajo su programa MCS Conexión de Salud: “Clave en el Cuidado de la Salud: Integración en el Equipo Interdisciplinario”. 

“En estos tiempos de pandemia, los retos que enfrentamos en el sistema de salud requieren de esfuerzos interdisciplinarios sincronizados. Por eso, en este simposio integramos diversas disciplinas en el campo de la salud tales como enfermería, medicina y farmacia, con el propósito de fomentar la discusión y el intercambio de conocimiento entre estos profesionales. Así, promovemos un cuidado de salud completo e integrado a favor del paciente”, dijo la Dra. Inés Hernández, principal oficial médico de MCS.

Dada la propagación del COVID-19 en Puerto Rico, las condiciones crónicas más comunes que afectan la salud física y emocional representan un desafío aún mayor para el sistema de salud y el bienestar de las personas mayores. “El COVID-19 afecta principalmente a los pulmones. Sin embargo, en el caso de personas con insuficiencia cardiaca, con la cual ya le es difícil al corazón bombear eficientemente, contagiarse con COVID-19 complicaría su cuadro clínico ya que implicaría para el corazón trabajar aún más fuertemente para mover sangre oxigenada por todo el cuerpo, lo cual podría resultar en un cuadro clínico muy complicado y riesgoso para el paciente”, dijo el Dr. Denis Ruiz, cardiólogo participante del simposio.  

La pandemia también ha impactado la vida de los pacientes con dolor crónico. “A diferencia de los pacientes con insuficiencia cardiaca, diabetes, entre otros, los pacientes con dolor crónico no se consideran parte de la población de alto riesgo ante el COVID-19. Sin embargo, sí se encuentran entre la población más vulnerable ante los efectos psicológicos y emocionales desencadenados por la pandemia. Estas personas que sufren dolor crónico son más vulnerables y propensas a presentar sintomatología de ansiedad y depresión”, dijo uno de nuestros conferenciantes, el Dr. Raúl López, Médico Consultor de First Healthcare. De la mano con el dolor crónico viene la crisis del abuso y la adicción a los opioides. “Toda persona que toma opioides recetados para el dolor podría volverse adicta a ellos, más aún dentro de un contexto de cuidado a largo plazo”, añadió el Dr. López.

“Trabajando en equipo, maximizamos el conocimiento colectivo y minimizamos la fragmentación de los servicios. Esto resulta en un cuidado de la salud más efectivo y de mayor satisfacción para el paciente“, explicó la Dra. Hernández.

Desde el principio, MCS y la comunidad del cuidado de la salud han sido proactivos en su respuesta a la pandemia y han desarrollado alternativas, entre ellas la telemedicina, para ayudar a descongestionar las salas de emergencia y evitar que las personas se expongan innecesariamente al contagio. MCS también ha desarrollado campañas de educación para brindar información pertinente a la crisis de salud y otras alternativas destinadas a aliviar la carga de los profesionales del cuidado de la salud y a reducir las posibilidades de contagio a medida que avanza la situación. 

“Seguiremos trabajando incansablemente, junto con los profesionales médicos de la isla, para continuar educando y asegurando la efectividad en la prestación de los servicios necesarios en medio de la emergencia, haciéndole frente al COVID-19. A pesar de las circunstancias, podemos abonar a la tranquilidad de nuestra población dirigiendo nuestros esfuerzos a que las personas sean atendidas con diligencia y reciban todos los servicios de cuidado de salud que necesitan durante esta situación”, concluyó la Dra. Hernández de MCS.

En el simposio, “Clave en el Cuidado de la Salud: Integración en el Equipo Interdisciplinario”, participarán figuras de renombre de la comunidad de la salud: Dra. Inés Hernández-Roses, MD; DABFM; Dr. Denis Ruiz, MD; Dra. Gisela Robles, PharmD, BCACP; Dr. Raúl López, MD; Dr. Luis C. Torrellas, MD y el Dr. Roberto Martínez, MBA-HCM, PhD.

El simposio de MCS Conexión de Salud se llevará a cabo los días 20 y 27 de agosto a las 2:00 p.m. en el formato virtual y está diseñado para médicos primarios, médicos especialistas, farmacéuticos y profesionales de enfermería. Es necesario registrarse. Los cursos han sido aprobados por la Junta de Licenciamiento y Disciplina Médica para seis créditos de educación continua y la Oficina de Reglamentación y Certificación para cuatro créditos de educación continua. Los proveedores de servicios de cuidado de salud interesados en participar en actividades futuras pueden registrarse a través del correo electrónico del programa Conexión de Salud, [email protected] para dejar su información de contacto.

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba