facebook_image
Bienestar GeneralCardiovasculares

Obesidad: ¿Por qué es un factor de riesgo para la salud?

La obesidad sigue siendo considerada como una de las epidemias del siglo actual, por lo que la comunidad médica-científica trabaja arduamente para combatirla. BeHealth se unió a esa lucha y, de la mano de la Dra. Milliette Alvarado, endocrinóloga y especialista en manejo de la obesidad, te contaremos los riesgos que esta condición podría desencadenar.

En primera instancia, la galena enfatizó en que no se debe romantizar la obesidad y debe contemplarse como una condición crónica debido a que nos “estamos refiriendo a que es algo a largo plazo y muchas veces de por vida. Es una condición que es recurrente, es multifactorial y hay un componente grande de lo que es el neurocomportamiento”, comentó, y agregó:

“Un mensaje claro es que la obesidad es una condición crónica y es una enfermedad. Básicamente en estos días es una epidemia”, advirtió la endocrinóloga.

Asimismo, desmintió que la obesidad no tenga cura. Sin embargo, dijo que todo hace parte de la suma de múltiples esfuerzos tanto de los pacientes como de los médicos que atienden estas patologías.

“Nosotros usualmente tendemos a decir que la obesidad no se cura, pero nosotros definitivamente podemos controlarla. Depende de los factores de riesgo que tenga una persona. Es algo que vamos a estar trabajando básicamente con ellos a través de toda la vida de este individuo, pero es algo que usualmente sí podemos controlar”, explicó.

¿Cómo saber en qué niveles de obesidad estoy?

No se necesitan grandes exámenes en centros hospitalarios para conocer si un paciente tiene obesidad. De hecho, la galena aseguró que utilizan “medidas antropométricas y unos componentes que nosotros miramos para clasificarla”; los más comunes, expresa la Dra. Alvarado, es el índice de masa corporal (BMI por sus siglas en inglés) que “toma en cuenta el peso de la persona por la estatura”, dijo la galena y brindó otros detalles sobre cómo saber si un paciente tiene obesidad.

“Cuando utilizamos el peso de la persona en kilogramos y lo dividimos entre la altura en metros al cuadrado eso nos da un numerito. Y ese número nosotros básicamente lo clasificamos en si esa persona cae en bajo peso o en un peso normal es un BMI de entre 18.5 o 24.9, un BMI en categoría de sobrepeso es de más de 25 o está en una categoría de obesidad y aquellos que tengan un BMI mayor o igual a 30 nosotros lo conocemos como una obesidad clase 3, que en algunos casos también se conoce como lo que es una obesidad extrema”, advirtió.

De igual manera, aseguró que otro de los métodos utilizados para ver en qué estado se encuentra la obesidad es la “circunferencia de cintura”, que, según la especialista, “es una medida que se puede hacer simplemente en cualquier oficina médica con un  flexible a nivel del abdomen arriba de la cadera”, expresó. ¿Cómo se interpreta?

“Básicamente es un índice donde la circunferencia de cintura mayor igual a 40 en hombres se considera elevada y en mujeres mayor o igual a 35. Por eso, el tener una circunferencia abdominal aumentada básicamente contiene un riesgo de enfermedad cardiaca”, alertó.

Los inminentes riesgos de la obesidad para la salud

Los médicos adelantan campañas para concientizar a la población de que la obesidad no solo es por un tema estético, sino también por las “más de doscientas treinta condiciones asociadas a lo que es la adiposidad y la obesidad”, expresó la Dra. Alvarado.

Acto seguido, comentó que las enfermedades y anomalías que la obesidad podría traer consigo son “muchísimas más de lo que comúnmente nosotros estamos acostumbrados a oír” y dijo que las más comunes son:

“La obesidad definitivamente tiene una relación bien directa con la diabetes tipo 2, la prediabetes, la resistencia a la insulina, la hipertensión, dislipidemia o problemas en los lípidos, aumento en el colesterol malo, aumento en los triglicéridos, una disminución en lo que es el colesterol bueno asociado con lo que es la enfermedad cardiaca. Se asocia con enfermedades pulmonares como la apnea del sueño y que están altamente relacionadas con la obesidad”, determinó la galena.

Finalmente, la Dra. Alvarado dejó una fuerte advertencia para que los pacientes se tomen en serio el tema de la obesidad, se cuiden, adopten hábitos de vida saludables y no caigan en romantizar esta enfermedad culpable de cientos de patologías y trastornos en el cuerpo humano.

“Yo creo que un mensaje importante es que aparte de todas estas condiciones, la obesidad está asociada a un aumento en la mortalidad. Se sabe que por cada cinco kilogramos por metros cuadrados que suba ese BMI y ese índice de masa, la mortalidad baja por un 30 por ciento cuando las personas tienen un índice de masa más de 40 en esa obesidad aumenta la mortalidad”, sentenció.

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba