facebook_image
BeHealthTVBienestar GeneralHistorias BeHealth

Con la donación de órganos de su hijo, Gloria benefició a 35 personas

En el mundo muchas personas ven la donación como la única alternativa para vivir o mejorar su calidad de vida. Comprendiendo esto, BeHealth reunió en su programa especial “Regalo de amor” el testimonio de algunas familias que a través de la donación han impactado positivamente la vida de muchos pacientes y de su entorno familiar.

Pese a enfrentar el dolor de una pérdida, se puede realizar un acto de bondad, así lo destacó Gloria Lajes, quien tras la pérdida de su amado hijo Alex, decidió cumplir la voluntad que él había dejado en vida, ya que Alex aseguraba que no donar era “la vanidad de las vanidades”, por lo que con su partida, su familia decidió salvar una decena de vidas.

Alex falleció en junio de 2003 y aun siendo tan joven había dejado por escrito su deseo de ser donante de órganos.

“Él se registró en Ponce cuando fue a renovar su licencia de conducción y al llegar  a casa me dijo mami tengo algo que decirte, “me inscribí como donante de órganos”, y yo le dije qué es eso, porque yo no sabía y él me habló sobre Jesucristo como primer donante, que donó su sangre preciosa y su cuerpo para darnos vida”, afirmó.

No te pierdas la entrevista de Gloria junto a BeHealth.

Gloria recuerda que la noticia le impactó pero luego de un año, Alex tuvo un accidente de tránsito que acabó con su vida y estando en el hospital recordó aquel día en el que su hijo le habló sobre su registro y su deseo, por eso pidió comunicarse con LifeLink destacando que su hijo había tomado en vida la decisión de donar y solicitó asesoría para llevar a cabo el proceso de donación.

“Mi mayor satisfacción fue que 35 personas hoy día se benefician de la donación de él”, destacó.

Gloria asegura ser una madre orgullosa, especialmente por cumplir su legado y por aportar en el bienestar de muchos puertorriqueños.

Alex, siempre al servicio de los demás

Desde pequeño, Alex era muy querido en el barrio y se destacaba por ser solidario con las personas. Como profesional decidió ser policía y así también ayudó a la comunidad.

“Cuando siento pena por la falta de él viene el recuerdo de lo que él hizo y eso me fortalece. Cada vez que sé que alguien es donante se alivia mi alma”, afirmó Gloria.

Voluntariado en LifeLink Puerto Rico 

Hoy Gloria es portavoz de los beneficios de la donación y camina entre la comunidad exaltando la labor que por años LifeLink ha adelantado en beneficio de la comunidad.

“Me llena de satisfacción hacer este trabajo y cuando recibo  muchas inscripciones me siento muy contenta”, manifestó.

Es consciente de que cada vez que una persona se inscribe está colaborando para que otra persona tenga una oportunidad de vida o para que puedan tener una mejor calidad de vida. Por eso, invitó a las personas a que no tengan miedo de ser donantes, de inscribirse y que siempre piensen en las personas que van a ayudar, ya que hay muchos esperando y hay muchos órganos que se pierden mientras hay niños, jóvenes y personas mayores que los están necesitando.

“Podemos darle la oportunidad a alguien de que termine sus estudios, que vean a sus hijos crecer, que conozcan a sus nietos, son oportunidades que podemos dar a través de la donación”, concluyó Gloria.

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba