Please ensure Javascript is enabled for purposes of website accessibility
*Apoyado por Hidradenitis SupurativaCondiciones AutoinmunesCondiciones Inflamatorias

Hidradenitis supurativa, un trastorno doloroso de la piel

Durante el evento “Edúcate sobre las enfermedades autoinmunes e inflamatorias” organizado por BeHealth con la intención de educar y permitir a las personas tomar el control sobre su salud, la Dra. Alma Cruz, dermatóloga, expuso la necesidad de reconocer la hidradenitis supurativa, una afección cutánea crónica caracterizada por la aparición de protuberancias.

Esta afección se caracteriza por la aparición de protuberancias de gran tamaño, que pueden ser dolorosas y tienden a agrandarse y supurar.

Es una condición que comienza en la unidad pilosebácea que es la unión del pelo con una glándula de grasa (sudoríparas)

Diagnóstico

Son necesarios tres criterios para legar a su diagnóstico

  • Nódulos rojos o calientes
  • Abscesos, bolas blandas que liberan un material seropurulento
  • Tractos o canales debajo de la piel que liberan materiales seropurulentos

Es necesario entender la condición para aceptarla

En 1854 se reconoce por primera vez la condición pero de acuerdo con la Dra. Cruz , hasta ahora se toma conciencia y la especialista cree que es por falta de temas de educación

En Puerto Rico se cuenta con tratamientos biológicos y aunque existen problemas con el acceso, las alternativas si están en la isla para controlar la enfermedad e iniciar de forma temprana un tratamiento agresivo.

“La clase médica debe tomar conciencia de la enfermedad pues muchas veces cuando la condición comienza se puede confundir con foliculitis, con algunos tipos de acné severos o con inflamaciones del área genital”, recalcó.

Es una enfermedad en la que la evidencia ha demostrado que se presenta de forma recurrente en las áreas de los pliegues, y para cerciorarse de que se trata de hidradenitis, se deben presentar por lo menos más de tres lesiones en un espacio de seis meses.

Factores de riesgo

  • Historial familiar
  • Fallo terapéutico
  • Dificultad para identificar la enfermedad
  • Sucede porque puede iniciar de forma intermitente y no se le presta la adecuada atención

La especialista lamentó que, dada la falta de conocimiento sobre la enfermedad, “desde la primera lesión hasta su diagnóstico, pueden tardar entre 7 o 10 años sin recibir un diagnóstico correcto”

Además, añadió, “tengo que aceptar que en los últimos años los ginecólogos nos han ayudado mucho ya que es una condición más común en mujeres y ellos nos ayudan”

Prevalencia en la isla

Se cree que aproximadamente el 1% de la población en Puerto Rico presenta hidradenitis supurativa, sin embargo, no existe una data exacta y de acuerdo con la clínica de la especialista, las cifras pueden ser mayores.

“Yo pienso que hay muchos más pacientes, pero no han recibido un tratamiento correcto», puntualizó.

En mi clínica en los últimos años se han presentado pacientes desde los 8 y 9 años y están surgiendo múltiples pacientes nuevos muy jóvenes.

Tratamiento

Existe una gran variedad de alternativas como antibióticos, esteroides y tratamientos biológicos para controlar la alteración en el sistema inmunológico, con el fin de modular la respuesta inflamatoria que en estos pacientes es descontrolada.

Hay combinación de terapias que dependen del estadio de la condición, por lo que el tratamiento debe ser individualizado.

Los medicamentos biológicos son favorecedores sobre todo en estadios tempranos.

Por su parte, el tratamiento quirúrgico no debe ser utilizado como única opción, y se debe combinar para alcanzar el control sobre la condición.

Además, pueden tenerse en cuenta algunas recomendaciones como:

  • Mejorar los estilos de vida, manejar una dieta adecuada, tratar de evitar el cigarrillo o áreas donde haya fumadores.

Recomendaciones

La especialista exhortó a todos a que, si conocen a personas que en los pliegues de su piel tienen nódulos, consulten con su dermatólogo y hablen sobre la condición.

Además los animó a buscar programas importantes para auto diagnosticarse y poder llegar al especialista con una idea de la enfermedad.

Para concluir, y puntualizando en el caso de los niños, destacó que “es una condición que tiene un impacto en la autoestima y calidad de vida, especialmente en adolescentes en la que debe prestarse especial atención porque la depresión y la ansiedad están bien marcadas».

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba