facebook_image
Bienestar General

Úlcera péptica: ¿Por qué se presenta y cómo tratarla?

Las úlceras pépticas son llagas abiertas que se forman en el revestimiento interior del estómago o en la parte superior del intestino delgado.

Se caracterizan por un dolor en el estómago que genera ardor, sensación de plenitud, hinchazón o eructos constantes, intolerancia a ciertos tipos de alimentos (especialmente los grasos), acidez y náuseas.

En casos en los que el paciente presenta este tipo de ardor, ocurre debido a que el ácido del estómago empeora los signos o al tener el estómago vacío. Para tratar esta molestia, se puede recurrir al uso de algún medicamento antiácido o su especialista puede sugerir ciertos alimentos que alivien los signos.

Es importante que consulte con su médico o un nutricionista para evitar ciertos productos que puedan empeorar la condición especialmente cuando se consumen en horas de la noche.

Algunas otras personas pueden llegar a no presentar ningún síntoma.

A su vez, un bajo porcentaje de pacientes puede presentar síntomas graves como:

  • Vómitos o vómitos con sangre, que pueden aparecer rojos o negros
  • Sangre oscura en las heces o heces negras o alquitranadas
  • Dificultad para respirar
  • Sensación de desmayo
  • Náuseas o vómitos
  • Pérdida de peso inexplicable
  • Cambios en el apetito

Las úlceras pépticas pueden incluir: 

  • Úlceras gástricas, las cuales se presentan en el interior del estómago.
  • Úlceras duodenales, que suelen aparecer en el interior de la parte superior del ingestión delgado (duodeno) 

Causas de su aparición 

Las úlceras pépticas suelen presentarse comúnmente por una infección por la bacteria Helicobacter pylori. A su vez por el uso continuo y prolongado de medicamentos antiinflamatorios no esteroideos (AINE), los cuales pueden conseguirse sin una receta médica como el ibuprofeno o el Advil, entre otros.

Helicobacter pylori es una bacteria que puede vivir en la capa mucosa que cubre el revestimiento del estómago. No siempre conduce a problemas de salud, pero a veces puede desencadenar una inflamación de la capa interna del estómago, produciendo una úlcera.

El estrés y las comidas altas en picante no pueden generar la aparición de este tipo de úlceras, sin embargo, sí pueden agravar sus síntomas en las personas que lo presentan. 

Es importante que los pacientes, especialmente con síntomas graves acudan en busca de ayuda profesional. También, cuando a pesar de tomar antiácidos de venta libre, los síntomas sólo se alivian temporalmente y se presentan de nuevo de forma constante. 

Con la ayuda de un gastroenterólogo puede encontrarse la causa de la presentación de la úlcera y decidir el mejor tratamiento, que en la mayoría de los casos suele tener un pronóstico de recuperación rápida tras varios meses de terapia.

El diagnóstico de la úlcera suele confirmar a través de un procedimiento conocido como endoscopia. Para ese tipo de pruebas, su médico pasará un tubo con una lente en la punta por la garganta haciéndole llegar hasta el esófago, el estómago y la parte superior del intestino delgado. Además, en caso de requerirlo, se puede tomar alguna biopsia.

Determinar la causa subyacente de la úlcera péptica es importante antes de iniciar tratamiento con medicamentos para ayudar a curar la úlcera. Generalmente se hace con un inhibidor de la bomba de protones que ayuda a reducir la cantidad de ácido que produce el estómago, en un periodo de entre seis a ocho semanas según el tamaño, la ubicación y la causa de su presentación.

Algunos otros medicamentos como los receptores de histamina, los antiácidos y los productos que protegen el estómago y el revestimientos pueden aliviar los síntomas ocasionalmente, sin embargo, no son suficientes para eliminar por completo la úlcera péptica, por lo que es importante contar con el tratamiento de un gastroenterólogo.

Con información Clínica Mayo

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba