facebook_image
*Apoyado por VPHOncología

¿Qué tan común es el VPH en Puerto Rico?

En Puerto Rico, la infección por el virus del papiloma humano (VPH) ocupa un lugar significativo en cuanto a estadísticas. Al respecto abordó la Dra. Ana Patricia Ortiz, PhD, Investigadora del Centro Comprensivo de Cáncer de la Universidad de Puerto Rico (UPR), quienes lideran la vanguardia en la investigación para abordar este desafío creciente.

«La prevalencia del VPH es alarmante, siendo la infección de transmisión sexual más común a nivel global», enfatizó la Dra. Ortiz, quien agregó que, por ende, «es fundamental comprender que estas pruebas son esenciales en la detección temprana y el manejo adecuado de la infección por VPH y sus posibles complicaciones.»

En el ámbito de la detección temprana, la Dra. Ortiz subrayó la recomendación de realizar tanto la prueba de Papanicolaou como la prueba de VPH en ciertos grupos de edad. Explicó que el VPH puede afectar a cualquier persona sexualmente activa, y sus estudios poblacionales revelan datos reveladores.

En un estudio en el área metropolitana de San Juan, «se encontró que el 30% de las mujeres participantes estaban infectadas con VPH en ese momento». Además, en clínicas que atienden a poblaciones de mayor riesgo, se observó que el 50% de los hombres evaluados estaban infectados con tipos oncogénicos de VPH.

¿Qué tipos de VPH hay?

Es crucial entender que existen tipos de VPH oncogénicos que pueden causar cáncer, mientras que otros provocan verrugas genitales. La Dra. Ortiz destacó la relevancia de la detección temprana, ya que los tipos de VPH que causan cáncer suelen ser asintomáticos y advierte que la infección por VPH es «silenciosa» en muchos casos, lo que lleva a la falta de síntomas evidentes y la posibilidad de transmitir el virus sin saberlo.

«En relación con la investigación sobre el VPH en Puerto Rico, en el Centro Comprensivo de Cáncer de la Universidad de Puerto Rico se están llevando a cabo diversas investigaciones», señaló la Dra. Ortiz. Actualmente, participan en un estudio que busca mejorar las pruebas de detección temprana para el cáncer de cérvix en personas que viven con VIH, incluyendo pruebas de VPH.

La relevancia de la vacunación

La Dra. Ortiz subraya la importancia de la vacunación contra el VPH como una herramienta crucial para prevenir los cánceres asociados con esta infección. «Reconocemos que el conocimiento es poder», afirma, destacando el compromiso con la difusión de información valiosa. Además de la vacunación, destaca la relevancia de las pruebas de detección temprana, como el Papanicolaou y la prueba de VPH.

Te puede interesar: Mitos que no debes creer sobre el virus del papiloma humano

En sus esfuerzos de investigación, la Dra. Ortiz comparte hallazgos recientes derivados del análisis de datos del Registro Central de Cáncer de Puerto Rico:

«Hemos observado un preocupante aumento en la incidencia de cáncer de cérvix en nuestra población, así como en la incidencia de cáncer de ano y otras malignidades», reveló. Este hallazgo destaca la importancia de enfocarse en la prevención, especialmente mediante nuevos métodos de detección temprana.

La Dra. Ortiz destaca que Puerto Rico participó en un estudio que demostró que el tratamiento de lesiones de alto grado no previene el desarrollo de cáncer anal. Este hallazgo está influyendo activamente en la creación de nuevas pautas de tratamiento para la prevención del cáncer anal. Este enfoque integral en la investigación y la aplicación de nuevos conocimientos destaca su compromiso con la salud y el bienestar de la comunidad.

En sus esfuerzos de investigación, la Dra. Ortiz se enorgullece de la activa representación de Puerto Rico, tanto por parte de los investigadores como de los pacientes. «La participación del público en investigaciones, como la que llevamos a cabo en bancos de datos, es esencial», destacó. Invita a la comunidad a involucrarse en estos proyectos y contribuir a abordar el tema del VPH llamando al 787-595-4811.

Para aquellos que han presenciado el impacto del VPH o quizás no están al tanto de su presencia, la Dra. Ortiz insta a estar al tanto de la importancia de la prevención.

«La vacunación contra el VPH es crucial, y debemos estar conscientes de este tema, no solo en relación con nosotros mismos, sino también en lo que respecta a la comunidad en general», aconseja.

En el momento de diagnóstico y tratamiento, su consejo es centrarse en la prevención y buscar orientación médica profesional para abordar eficazmente cualquier desafío que pueda surgir. «La conciencia y la acción proactiva son fundamentales en la lucha contra el VPH», concluye.

La Dra. Ortiz subraya la naturaleza asintomática del VPH como uno de los aspectos preocupantes de esta enfermedad. «A diferencia de muchas infecciones de transmisión sexual que presentan síntomas evidentes, el VPH puede permanecer sin manifestaciones», advierte. Esta característica es especialmente preocupante porque, en casos de infección sin síntomas, la persona puede vivir con el virus sin ser consciente y, inadvertidamente, contagiar a otras personas. «La falta de síntomas visibles hace que estas cepas sean silenciosas y dificulta la conciencia de su presencia», concluyó la Dra. Ortiz.

Lee más: Estos son los cánceres asociados al VPH

Mira la entrevista aquí

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba