facebook_image
Condiciones Autoinmunes

Artrosis: la prevención y el tratamiento comienzan en la mesa

¿Sabías que una dieta rica en fibra puede ayudar a reducir la inflamación y el dolor de la artrosis? Incluso si es una enfermedad crónica, podemos trabajar en los síntomas.

La nutrición puede ser esencial para combatir la artrosis. Las articulaciones, situadas en la parte terminal de los huesos, tienen la tarea de proteger los cóndilos y, por lo tanto, desempeñan un papel muy importante en el movimiento del cuerpo.

Sin embargo, cuando se desgastan, surgen varios trastornos y uno de los más comunes es la artrosis o la artrosis.

Las articulaciones cartilaginosas, como su nombre lo indica, tienen un segmento de cartílago que impide la fricción entre los huesos; sin embargo, con el tiempo sufren una degeneración gradual, a menudo acompañada de dolor e inflamación.

En este punto, la capacidad de moverse se reduce drásticamente y con ella, la libertad de realizar un gran número de actividades (deportivas o diarias).

Alimentos para combatir la artrosis

La nutrición es uno de los hábitos más importantes y es capaz de actuar directamente sobre nuestro estado de salud. El funcionamiento del cerebro, el corazón, hasta la aparición del cabello y las uñas: todo se ve afectado por la dieta.

La artrosis, por lo tanto, puede mejorar o empeorar dependiendo de nuestras elecciones dietéticas. La relación entre la artrosis y los alimentos sigue siendo objeto de investigación.

En lo que respecta a la nutrición, la comunidad científica está de acuerdo en que la fibra es un elemento clave en la prevención y el tratamiento de esta enfermedad.

Sin olvidar que se trata de una enfermedad crónica, se trata de prevenir y combatir la artrosis favoreciendo el consumo de ciertos alimentos.

Alcachofas

El contenido de fibra de las alcachofas ayuda a prevenir la artrosis. Un hectogramo de alcachofas proporciona unos 10 gramos de fibra.

Cereales integrales

Los granos enteros ocupan con razón un lugar muy importante en nuestra dieta, siendo una fuente perfecta de fibra.

Los copos de avena o de maíz, el germen y el sémola de trigo son algunos de los ingredientes que deben incluirse regularmente en la dieta para prevenir o combatir la artrosis.

Se pueden comer a cualquier hora del día, aunque el desayuno es una de las mejores soluciones para estos alimentos.

Lentejas

Son quizás uno de los alimentos más poderosos y nutritivos. Las lentejas no sólo tienen un sabor delicioso, sino que también son una gran fuente de fibra: una taza (2 onzas) proporciona unos 15 gramos.

Además, las lentejas contienen minerales importantes como el calcio, el magnesio, el potasio y el hierro, que ayudan a fortalecer las articulaciones y los cartílagos.

No dudes en enriquecer tu dieta con dos porciones de lentejas a la semana: satisfacen el paladar y son buenas para el cuerpo.

Frambuesas

Todas las frutas contienen una cantidad considerable de fibra, pero las frambuesas en particular: una taza (un hectolitro y medio) proporciona unos 8 gramos de fibra.

También es excelente para combatir la artrosis gracias a la presencia de calcio y potasio.

Arvejas

Las arvejas, con propiedades antioxidantes conocidas, no pueden ser excluidas de la lista de alimentos que ayudan a prevenir la osteoporosis y la artrosis.

Una ingesta de unos 16 gramos de fibra por taza (110 g) lo confirma.

Entre las sales minerales presentes en esta legumbre surge el hierro, un excelente complemento de la fibra dietética.

En conclusión, cuando hablamos de artrosis, debemos considerar que es una enfermedad crónica y degenerativa y que por el momento no hay una cura definitiva. Sin embargo, puede prevenirse y aliviarse de diferentes maneras, y la nutrición es una de las más eficaces.

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba