facebook_image
*Apoyado por Frecuencia CardíacaCardiovasculares

American Heart Association educa sobre los derrames cerebrales

De cara al Mes de Concienciación sobre el Ataque Cerebrovascular, BeHealth se une a la  American Heart Association (AHA) para darte vital información sobre la prevención de esta mortal anomalía neurológica que, además, es una de las principales causas de muerte en Puerto Rico y en los Estados Unidos. 

Este 12 de mayo se celebró el evento ‘Hablemos, de corazón a corazón’, el cual presidió la AHA de manera virtual, en el que hubo un panel de expertos en la salud cardiovascular y neurológica. Por su parte, Eduardo Lamadrid, miembro de la entidad, reveló la prevalencia de los derrames cerebrales (como también se le conoce a esta condición) en los territorios antes mencionados.

“La American Heart Association los invita a conocer más acerca de este accidente circulatorio que viene a ser la quinta causa de muerte en Estados Unidos y en Puerto Rico parece ser bastante más común y sus consecuencias, además, lo convierten en la primera causa de incapacidad física alrededor del mundo. Es bien importante que este y todos los meses del año conozcamos los síntomas del ataque cerebral y cómo actuar”, expresó Lamadrid.

Cómo influye la hipertensión

Pues bien, el compromiso de la AHA es educar a los pacientes sobre esta y otras anomalías en la salud, por lo que, en ese evento, participó la Dra. Norma Devarie, cardióloga, quien alertó sobre la negativa incidencia que la hipertensión tiene en el desarrollo y aparición de un accidente cerebrovascular.

“Una cosa que es importante, tanto en el derrame isquémico, como en el hemorrágico, es que hay un factor de riesgo en común: la hipertensión. La hipertensión nos puede dar una arritmia que se conoce como fibrilación atrial, que es la causa más común de derrame isquémico”, explicó la cardióloga.

Por otro lado, la doctora Devarie aseguró que la hipertensión “también puede ser el causante de una rotura de un aneurisma. Así que tenemos un asesino que se llama hipertensión”, por lo que exhortó a los pacientes para que se chequeen periódicamente la presión y así evitar este factor que podría ser mortal.

Factores de riesgo

En otro de sus pronunciamientos, la galena también habló de la incidencia de las enfermedades cardiovasculares en el desencadenamiento de un derrame cerebral y dijo que ambas patologías comparten varios factores de riesgo como:

“La diabetes, la presión alta, la obesidad, la vida sedentaria, la hipertensión, el colesterol malo alto, el colesterol bueno bajo, triglicéridos altos, e historial familiar. Es bien importante que chequeamos los factores de riesgo que pueden producir un infarto cardíaco. porque son los mismo para el infarto cerebral”, recomendó la cardióloga.

Síntomas de alerta

Sobre la sintomatología de alerta, la Dra. Devarie explicó algunos de los indicios que podrían alertar a los pacientes de que están enfrentándose a un ataque cerebral.

“Este paciente de momento perdió la vista en uno de sus ojos, ve borroso, no puede hablar bien, no se le entiende, empieza a decir cosas incoherentes con las que estaba conversando, tiene debilidad en un lado del cuerpo, se duerme un lado del cuerpo, la pierna, el brazo o siente adormecimiento o simplemente no lo pueden mover” son síntomas que pueden alertar de que está sufriendo un ataque cerebral.

Además, según la doctora, se deben tener en cuenta otros factores como “mareo, náuseas, vómito y puede tener un dolor de cabeza que no es lo usual. Hay personas que padecen migraña y conocen sus dolores de cabeza, pero es un dolor de cabeza nuevo, que es diferente, ese dolor de cabeza hay que estudiarlo”, recomendó la especialista.

Qué hacer si alguien presenta un ataque cerebral

La primera recomendación que elevó la doctora es llamar a la línea de emergencia porque, entre más rápido se atienda esta patología, más probabilidades habrá de que el paciente no quede con secuelas una vez venza el accidente cerebrovascular.

“La recomendación es que usted llame al 911. Usted tiene que llegar prontamente a un hospital, así como en el corazón. Usted tiene 90 minutos para que le abran esa arteria que está causando un infarto. Aquí tenemos un margen más o menos de tres horas, entre más pronto llegue al hospital, más cerebro le salvan y menos déficit neurológico va a tener”, mencionó la cardióloga, asegurando, además, que esta recomendación también es para quienes sufran infartos de miocardio.

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba